Jenna Presley era el nombre por el que se le conocía a Brittni de la Mora, quien se mantuvo en la industria pornográfica durante 10 años, ganándose mensualmente alrededor de 30.000 y 40.000 dólares.

En varias entrevistas que dio para medios internacionales, la ex actriz manifestó que el dinero no le llenaba el alma y que lo más importante era su relación con Jesús.

Brittni ha mencionado que, si bien su carrera como actriz porno era muy exitosa, no le daba la paz que ella necesitaba sentir. En aquella época era adictica a la cocaína y a la heroína, incluso llegó a contraer una enfermedad de transmisión sexual y a tener indicios suicidas.

El alcohol también hacía parte de uno de sus vicios y se volvió anoréxica a causa de que un director de la industria le dijera que estaba pasada de peso. Es entonces cuando ella decidió dejar de comer, al punto, de terminar pesando 47 kilogramos.

En medio de su desesperación por el momento tan oscuro que estaba atravesando en su vida, acudió a su abuela quien se la llevó hasta San Diego donde comenzó a ir una iglesia cristiana.

Fue hasta el año 2012 que dejó está industria. Paralelo a ello, conoció a Richard de la Mora, su esposo desde el 2016 y también líder de la iglesia en la que ella predica.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

Check Also

Mejora estado de salud de Vico C, asegura su esposa

Los médicos mantuvieron a Vico C en una coma inducida por aproximadamente 24 horas. …