Según los psicólogos, el abuso a videojuegos estimula excesivamente el sistema nervioso, especialmente para los niños cuyo sistema nervioso está subdesarrollado. También afecta el cerebro del niño, causándole problemas para prestar atención, controlar las emociones y tolerar la frustración. 

Esto puede explicar por qué la adicción de un niño vietnamita de 11 años a los videojuegos violentos llevó a la depresión y las tendencias suicidas. 

La adicción de Minh Viet a los videojuegos violentos comenzó a los 8 años y, desde entonces, ha estado jugando durante horas todos los días. Un efecto visible de su obsesión es el parpadeo incontrolable de sus ojos. 

Pero más alarmante que la contracción del ojo es cómo estos juegos llevaron a Minh Viet a pensar en el suicidio. Una vez vino después de que su madre lo regañó y le quitó su iPad.

Minh Viet dijo: “Grité. Quiero suicidarme”. Cuando se le preguntó cómo se hace esto, dijo que aprendió a hacerlo desde su juego. “En los videojuegos, saltan del techo”.

Ngocanh Le, la madre de Minh Viet, dice que se molestó cuando su hijo le dijo que quería suicidarse porque “puede hacer todo lo que los adultos esperan que él haga” y eso lo hacía sentirse un “fracaso”.

Como cristiana, Ngocanh sabía que la oración y la Palabra de Dios podían resolver el problema de su hijo. Pero también sabía que Minh Viet necesitaba algo que llamara su atención, al igual que los videojuegos. 

Es por eso que Ngocanh está tan agradecida de que SuperLibro haya venido a Vietnam y haya sido traducido a su propio idioma.

Ella está tan feliz que Minh Viet esté interesado en SuperLibro. Ngocanh dice: “Él ama mucho a Superbook. Ha pasado de los videojuegos a esta serie bíblica. Él entiende más acerca de la Biblia. Y a veces, me dice que siente que es muy pecador. Pero Dios lo salvó. Fue tocado por Dios. Y en la escuela, obtuvo mucha mejoría”.

A través de SuperLibro, Minh Viet ha aprendido cuánto Jesús lo ama.

Minh Viet dice: “Amo a Jesús porque me salvó muchas veces”.

En Vietnam, 7,000 niños están aprendiendo la Palabra de Dios a través de SuperLibro. CBN Vietnam está orando para que más iglesias utilicen el plan de estudios de Superbook para que los niños que han sido engañados por el demonio como Minh Viet puedan ser salvados. 

Minh Viet invita a sus amigos a las clases de Superbook, especialmente a aquellos que necesitan liberarse de los videojuegos.

Él dice: “Tengo un amigo en Saigón que es adicto a los videojuegos. Le dije que dejara de jugar y que mirara SuperLibro “.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

Check Also

Mejora estado de salud de Vico C, asegura su esposa

Los médicos mantuvieron a Vico C en una coma inducida por aproximadamente 24 horas. …